¿Qué es el Project Finance?

Probablemente, hace veinte años este término no haya sido común escucharlo; sin embargo, con el pasar del tiempo, las obras de infraestructura y los grandes proyectos han ido aumentando y las herramientas de financiamiento cambiando. Es en ese marco que el Project Finance se desarrolla como una herramienta de financiamiento distinta a las tradicionales, la cual les permite a los promotores o “sponsors” desarrollar proyectos de gran envergadura.

Si bien el Project Finance tiene características similares a otros mecanismos de financiamiento, este se diferencia de los demás, principalmente, por ser una técnica de financiamiento (típicamente a largo plazo) basada en la capacidad del proyecto a financiar de generar flujo de caja positivo. El flujo de caja hace referencia a las entradas y salidas de dinero que tiene una empresa o proyecto.

Dado que el financiamiento se da contra el flujo de caja positivo del proyecto, es muy importante que estos flujos sean predecibles. Para ello se utilizan sofisticados modelos financieros que permitan “pronosticar” el flujo futuro que el proyecto estará en capacidad de generar.

Ahora bien, dependiendo del flujo futuro, el Project Finance puede o no incorporar ciertos elementos que permitan aplicar una medida contra los sponsors en caso no se llegue a concretar el proyecto. Ello dependerá de los riesgos particulares del proyecto mismo y del riesgo que los financistas quieran asumir. Son ejemplos de medidas o recursos contra los sponsors: las fianzas para garantizar la construcción del proyecto, o los fideicomisos.

Como he señalado en el segundo párrafo, el Project Finance comparte varias similitudes con otras modalidades de financiamiento, pero también tiene otras características particulares como el uso de una sociedad de propósito especial para su desarrollo, cuenta con un alto apalancamiento, tiene una fuerte estructura legal y está respaldado por todos los activos vinculados al proyecto.

En línea con ello, que un proyecto pueda ser financiado mediante Project Finance no significa que necesariamente deba hacerse a través de este mecanismo. En mi opinión, para que un proyecto pueda ser financiado mediante esta técnica, este debe ser: identificable, rentable y a largo plazo; de lo contrario generaría un mayor gasto para la empresa.

Por último, el riesgo en el Project Finance es muy importante, puesto que como se basa en el flujo de caja futura, existe un mayor grado de incertidumbre acerca de los riesgos que podrían generarse. En consecuencia, el análisis de riesgos resulta fundamental y debe realizarse en una etapa inicial del proyecto, a fin de determinar el impacto que estos puedan generar.

- Aviso Publicitario-
Raúl Artola
Raúl Artola es abogado de la Universidad de Lima, Máster en Gestión Pública y Postgrado en Gestión de Proyectos Mineros por la Pontificia Universidad Católica de Chile. Actualmente se desempeña como Jefe del Área Legal en Energy Group, grupo empresarial peruano-americano dedicado a la exploración, explotación, distribución y transporte de hidrocarburos.

Similares

es Spanish
X