La primera propiedad del mundo fue vendida a través de NFT

La plataforma Propy, en una operación revolucionaria, subastó una propiedad a través de tokens no fungibles (NFT), por la modica cantidad de 93, 000 dólares, informó Forbes. Dicha acción podría conmocionar el mercado del Real Estate, por cuanto la iniciativa conecta de forma económica y eficaz a dueños de bienes raíces con activos digitales.

La plataforma inmobiliaria Propy, la cual busca revolucionar la forma en la que podemos comprar una propiedad, comenzó a hacer historia en el año 2017, cuando, a pedido del fundador de TechCrunch, compró el primer apartamento del mundo en blockchain. Ahora, la plataforma Propy concretó la venta de un apartamento, un estudio con sede en Kiev, que alcanzó la cuantía de 36 ETH, lo que equivale a unos 93, 000 dólares.

La importancia del proceso es que el NFT de la propiedad, basado en Ethereum, el cual almacena contratos inteligentes, incluye las líneas de código que describen el conjunto de reglas que deben cumplirse antes de que se pueda desbloquear y transferir el dinero, y no se necesita de un tercero facilitador de la transacción.

Según Forbes, los contratos inteligentes pueden sonar similares a poner la propiedad NFT en custodia, por cuanto un tercero detiene temporalmente la transferencia de dinero o propiedad hasta que se cumpla la condición particular.  En este sentido, la blockchain Ethereum se esta convirtiendo en una nueva vía para las transacciones inmobiliarias, por cuanto los compradores y vendedores pueden responder sobre contratos inteligentes basados en la cripto.

Ahora bien, en la medida que los NFT son certificados digitales que también certifican la propiedad, terminan por facilitar la transferencia digital de los derechos de propiedad al dueño nuevo. Posteriormente, la venta se registra en la blockchain de Ethereum, situación que evita la transferencia de la propiedad a través de una escritura y termina por minimizar el papeleo de la transacción.

En ese sentido, los NFT no solo ayudan a tokenizar la propiedad, simplificando los contratos, sino también permiten que los propietarios usen sus casas como garantías para préstamos, sin el engorroso proceso de aprobación por parte de entidades financieras.

De lo indicado, podemos verificar que los prestamos respaldados por criptografía son rápidos, inmediatos y eficientes, sin la necesidad de recurrir a los bancos; lo cual termina siendo un hecho importante puesto que podemos aprovecharse la tecnología blockchain para lograr transacciones inmobiliarias.

- Aviso Publicitario-
Andrea Norabuena
Abogada por la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP). Me interesan los temas relacionados con protección al consumidor, propiedad intelectual, derecho de la competencia y protección de datos personales.

Similares

1,954FansMe gusta
514SeguidoresSeguir
0SeguidoresSeguir

Suscríbete

*Todos los campos son requeridos