Covid-19: el catalizador de la transformación digital

Actualmente, con la crisis sanitaria que ha desatado la propagación del coronavirus Covid-19, todos nos hemos visto afectados de alguna manera. El mensaje es claro, las personas necesitamos herramientas digitales que se adapten a nuestras nuevas necesidades y contribuyan a facilitar el distanciamiento social que ahora es primordial. Es así que, las empresas deben replantear su estrategia de negocios y migrar a un entorno más digital de modo que podamos acceder a productos y servicios de manera segura, rápida y sin contacto.

En el transcurso de esta cuarentena, podemos concluir que no estábamos preparados para afrontar una situación que nos hiciera salir de nuestra zona de confort o que rompiera con el status quo. Vivíamos en un mundo en el que estábamos acostumbrados a realizar las actividades de manera presencial y donde apenas algunos sectores como el e-commerce o los servicios financieros digitales empezaban a revolucionar las industrias.

Ahora bien, esta situación nos ha generado un reto que implica quedarnos en casa a fin de evitar propagar el virus, #stayhomestaysafe. De esta manera, hemos cambiado de hábitos, saliendo únicamente para realizar aquellas actividades que son realmente necesarias o esenciales. Además, dado que es imprescindible mantener medidas de prevención ante el brote del Covid-19 en el mundo (cuarentena, distanciamiento social, uso de mascarillas, entre otros), ahora vemos al home office, delivery y videollamadas como nuestros mayores aliados.

Si bien contamos con algunas herramientas para poder hacer frente a este nuevo estilo de vida que nos ha tocado vivir, también es cierto que hay varias industrias que necesitan transformarse y adaptarse a lo que es nuestra nueva realidad. Es así como, el sector gastronómico, retail, financiero, salud y otros deben replantearse cómo hacer frente a las nuevas necesidades de los consumidores.

Por un lado, vemos el despegue del e-commerce, permitiéndonos hacer compras desde nuestros hogares con la opción de envío a domicilio y apoyándose en herramientas financieras como pagos digitales para realizar exitosamente la compra. Por otro lado, están los restaurantes quienes están replanteando su estrategia de negocios y migrando a modelos con formatos de reparto a domicilio o recojo en el local, compartiendo el contenido de las cartas desde sus redes sociales o páginas web, y en algunos casos incluso permitiendo realizar los pagos mediante distintas plataformas digitales.

Por otro lado, el sector salud debe migrar a la era de la transformación digital, pues ha mostrado, particularmente en Perú, estar muy atrasado. En el caso de salud, un concepto que está empezando a sonar es HealthTech[1], la medicina digital muestra relevancia a raíz del Covid-19, donde diversas empresas dedicadas al rubro de la salud, están empleando la teleconsulta[2] con la finalidad de atender, preliminarmente, a las personas que puedan presentar un malestar, y así evitar el desplazamiento generalizado de personas a los centros médicos cuando ello no lo amerite.

En este contexto de la crisis sanitaria, empiezan a nacer ideas realmente innovadoras, como es el caso de Rappi[3] que ha desarrollado un programa piloto en Medellín de la mano con la empresa KiwiBot para realizar reparto de pedidos de restaurantes a los clientes a través de robots, evitando así el contacto persona a persona. El pago para estos pedidos debe ser exclusivamente por medios digitales desde la plataforma de Rappi, además, por medidas de seguridad, los robots son desinfectados luego de cada entrega.

En esa misma línea, cobran relevancia los bancos digitales y las FinTech en general para ofrecer servicios financieros 100% online, utilizando la tecnología para brindar seguridad en los pagos y evitar así el contacto físico para realizar transacciones. Estos modelos de negocio digitales nos permiten realizar las operaciones financieras (pagos, transferencia, cambio de moneda, entre otros) para las que antes hubiéramos necesitado acudir al banco, de una manera completamente digital y desde la comodidad de nuestro celular (mobile first[4]).

En cuanto a servicios financieros digitales, otro ejemplo que vale la pena mencionar es el uso de dinero electrónico como medio de pago y herramienta para el fomento de la inclusión financiera. Ello, se ha evidenciado en países como Argentina y Colombia[5], quienes se han apoyado en las billeteras de dinero electrónico para canalizar los pagos que el Estado ha realizado a la población tanto para la realización de pagos, transferencias, así como para los subsidios otorgados, evitando así el riesgo de contagio que supone hacer largas colas en determinadas entidades financieras o agencias con horario reducido[6]. En Perú se espera lo mismo.

Asimismo, el open banking[7] cobra especial relevancia, puesto que las finanzas abiertas y colaborativas son necesarias en el contexto actual. De esta manera, las entidades financieras están evaluando esta opción con la finalidad de transformar la experiencia de sus clientes, otorgando mayor poder de decisión a los consumidores para que sean ellos los que decidan qué hacer con su información y con qué proveedores de servicios financieros contratar. En Reino Unido, la organización de open banking (openbanking.org.uk) se encuentra promoviendo esta herramienta con el objeto de colaborar con los más vulnerables y afectados por la pandemia, permitiendo así que la ayuda a éstos pueda ser canalizada por diversos actores[8].

En línea con los ejemplos antes mencionados, existen y habrá muchos más casos, dado que éste es el momento para el despegue y la consolidación de los negocios digitales.

Como podemos ver aún queda mucho por hacer y descubrir en el mundo de la transformación digital, por ello es necesario que las empresas inviertan en tecnología para que los servicios digitales se democraticen y lleguen a la mayor parte de la población. Además, los perfiles profesionales que serán necesarios luego del Covid-19 serán aquellos relacionados con el desarrollo y soporte tecnológico, destacando entre ellos, especialistas en la ciencia de la computación, en sistemas y programación, e ingenieros industriales[9].

En suma, es momento de afrontar el cambio, la vida ya no será la misma, tenemos la oportunidad de aprovechar esta dura situación para migrar a un ecosistema más ágil y digital. Aceptemos el reto.


[1] Combina las palabras “healthcare” y “technology”, implica el uso de la tecnología para impulsar soluciones innovadoras en el cuidado de la salud.

[2] Consiste en la realización de consultas médicas a través de plataformas web, apoyándose de herramientas audiovisuales para brindar un diagnóstico preliminar.

[3] Para mayor información ver: https://forbes.co/2020/04/16/tecnologia/rappi-inicia-sus-primeras-entregas-con-robots/

[4] Estrategia de diseño web en la que se prioriza la compatibilidad con los dispositivos móviles.

[5] Para mayor información ver: https://www.larepublica.co/finanzas/habra-un-cambio-grande-en-la-forma-en-como-se-pagan-los-subsidios-en-colombia-2991238

[6] Para mayor información ver: https://larepublica.pe/economia/2020/05/09/coronavirus-peru-segun-ljubica-vodanovic-con-el-dinero-electronico-se-habria-evitado-las-colas/

[7] Tendencia que busca a abrir los datos de los bancos a terceros proveedores de servicios financieros.

[8] Para mayor información ver: https://www.openbanking.org.uk/insights/power-of-the-network/

[9] Para mayor información ver: https://www.utec.edu.pe/noticias/el-futuro-despues-del-covid-19-que-perfiles-profesionales-se-hacen-imprescindibles-despues-de-esta-pandemia

- Aviso Publicitario-
Alejandra Huachaca
Abogada por la Universidad del Pacífico (UP) y Directora de Finanzas en Lawgic Tec. Actualmente trabaja en EY LAW Perú en el área de Regulación Financiera y FinTech. Cuenta con estudios en el extranjero en el Institut d'études politiques de Paris (Sciences Po). Ex miembro de la Revista de Derecho FORSETI. Correo electrónico: alejandra.huachaca@lawgictec.org

Similares

1,901FansMe gusta
443SeguidoresSeguir
76SeguidoresSeguir

Suscríbete

*Todos los campos son requeridos
es Spanish
X